12
ENE 2017
Protección de los datos biométricos, asignatura pendiente
Vía PCworld

Protección de los datos biométricos, asignatura pendiente


España
A partir de mayo de 2018, en Europa se pondrá un énfasis especial en preservar la privacidad de datos como la voz, las huellas dactilares o el rostro

De acuerdo con un artículo del medio Expansión, 'el reconocimiento facial o del iris, la voz o la lectura de huellas dactilares se están imponiendo como herramientas técnicas asimilables a una firma electrónica y se están empezando a utilizar para ordenar transferencias, permitir pagos o acceder las redes sociales'.

Joaquín Muñoz, responsable de Nuevas Tecnologías y Propiedad Intelectual en ONTIER, explica en dicho artículo, que con la entrada en vigor en Europa del Reglamento General de Protección de Datos (RGPD) en mayo de 2018, se pondrá un énfasis especial en definir y preservar la privacidad de este tipo datos tan personales (huellas dactilares, la voz, etc.). Muñoz apunta que todas las entidades, redes sociales o dispositivos que quieran hacer un uso de estos datos biométricos deberán solicitar un 'consentimiento individual para poder hacerlo'; y asegura que 'ya no valdrá aceptar los términos y condiciones genéricos. El que pretenda hacer un tratamiento de estos datos especialmente protegidos deberá explicar claramente qué va a hacer con ellos y conseguir un permiso claro y manifiesto del usuario'.

 



close
Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para permitirle disfrutar de todas sus funcionalidades. Si continúa navegando, se entiende que otorga su consentimiento para la instalación de las mencionadas cookies. Puede consultar más información en nuestra política de cookies.